Desconocidos

Él seguía su rutina,

sofá de sábado,

periódico sobre la lata de cerveza

dormitando,

un oasis de palmeras,

el desierto de sus caderas

y aquellos ojos inmensos apaisajando

todas las tardes.

 

A ella le gustaba el silencio,

dibujar paisajes sobre los cristales empañados,

imaginando,

esos labios cálidos que perviven

como mundo paralelo,

sobre la monotonía…

 

 

Él y ella,

no se conocen,

quizás nunca lo harán

y sin embargo,

se visitan en sueños

 

Anuncios

Standby

 

Hay días que terminan con un “pause”

en “standby”,  un ya volveré,

cayéndose las sílabas

sobre las esquinas de la puerta,

cerradura echada,

llaves puestas,

reclamando una taza de café descafeinado

para recomponer nuestra memoría..

 

Hay días que terminan detenidos

y quieres salir corriendo,  calle abajo,

golpe sobre nubes,

destronando,

los barrotes

que nos desdibujan

en la monotonía de rostros invisibles

 

Hay días que terminan en un pause

detenidos

sabiendo a azucar amargo

Y es en ese momento cuando

dejas tus botas,

ancladas sobre el suelo,

y quieres ser presente,

rasgar verbo,

arrebatar la vida

y ser la furia que percuta nuestros besos

hasta que el horizonte nos llame a un nuevo día.