Persistencia

 

Rozo tus ojos en tono disuasivo

la mirada en silencio persuasivo

de olvido por pasión y por despecho

en falso duelo y en tiempo diferido

 

Siembra la duda, bajo el aplomo herido

mientras me increpo, en tono imperativo

que he de olvidarte, como si fuera olvido

lo que está unido para querer quedarse

lo que se encuentra en verbo entretejido

entre los trozos del viento siempre amante

del aroma del norte arpado y mio

 

Hielo sobre el café,  que me despierte

del sueño que me es siempre recurrente

poblar cualquier limbo que me haga resistente

un puente hacia el amor que está presente

puente sobre las nubes para verte

 

Dejemos ya el ayer, el antes, el olvido

lo que no pudo ser o lo que ya ocurrido

momento por momento, en beso efervescente

por persistir amor, seamos resilientes

Anuncios

Lado oscuro

En ocasiones todo parece salir mal. Nos sentimos emocionalmente heridos y descendemos, con nuestros demonios, a los parajes más oscuros de nuestros miedos. Podría haber hecho, debería haber hecho, no lo debí permitir, tendría que… Este poema habla de ese momento en el que ya estamos cansados de ese martirio. Decidimos abandonar la tiranía de nuestra propia mente y ya no nos importan sus machacones mensajes de culpa o de rabia Y, curiosamente, en este momento, comenzamos a sentirnos mejor.

 

Reinvento mi grito, hoy

no hay brebaje que calme la comezón de mi piel,

ese purito intenso que da bienvenida a la noche,

ni siquiera el alcohol más puro,

aunque se mezcle con miel y aguacate.

En esta historia, me he perdido algo

y no soy ya capaz de seguir el hilo

Todo me suena a teleserie,

quizás tenga detrás un muerto viviente,

demasiado drama  para una comedia.

Pero, es curioso, en realidad, me siento bien

ya no me importa que la lava caliente mis pies,

o que no exista conjuro que me rescate de esta vuelta

sin billete de ida a mi particular infierno.

Es latoso tener que resurgir,

aunque todos lo hacemos,

pero hoy me quedo en este lado oscuro,

resiliente a la sombra de mis ojos.